(511) 717-2720

Heliconoticias

VOLVER

Conoce la historia del primer puesto en la Católica

Moisés Rojas Cruz obtuvo el primer puesto en cómputo general en la Evaluación de Talento de la PUCP. Sus dos hermanos mayores también destacaron por sus logros académicos.

Moisés Rojas Cruz, estudiante huanuqueño, obtuvo el máximo puntaje en el reciente examen de admisión de la PUCP – Evaluación de Talento, evento que congregó a más de 2 mil postulantes.

El estudiante de 17 años logró ingresar con un puntaje total de 874.9 a la carrera de Ingeniería Electrónica, uno de sus mayores anhelos desde que culminó sus estudios en el colegio Saco Oliveros de Lima.

Con este primer puesto, Moisés ha logrado también acceder a la beca a la excelencia académica para hijos de docentes del magisterio nacional.

“Estoy muy contento por esta noticia, en verdad no me lo esperaba, ha sido una grata sorpresa para mí y mi familia, me siento muy feliz por este gran paso”, afirmó el recién estrenado cachimbo.

A la edad de 12 años, Moisés se trasladó a Lima desde su natal Huánuco para seguir sus estudios secundarios. Por sus altas calificaciones fue admitido para formar parte de la residencia estudiantil de Saco Oliveros, un programa de beca integral que cubre los gastos de estudios, alimentación y vivienda para jóvenes con talento y de escasos recursos.

Hermanos talentosos

Moisés es el tercero de una familia de seis hermanos. Los mayores, al igual que él, también consiguieron importantes logros académicos y ahora se preparan con mucho ahínco para culminar con éxito sus estudios profesionales.

Brus Rojas Cruz ocupó el primer puesto en la UNI en el 2015. Actualmente estudia becado la carrera de Mecatrónica en la Universidad Católica, donde también ingresó en el primer lugar.

Su otro hermano, Daniel, es campeón iberoamericano de matemática y actualmente estudia becado Ciencias de la Computación en la UTEC.

Padres ejemplares

Sus padres, Brus Rojas Venturin y Elena Cruz, docentes de la especialidad de Matemática y Computación, respectivamente, fueron sus primeros maestros y les inculcaron el amor por el estudio.

“Desde el primer grado de primaria nos dedicábamos a enseñarles las primera letras y operaciones, después ellos solos ponían empeño por aprender más”, manifestó Brus Rojas Venturin.

La motivación y el ejemplo de sus padres fueron el pilar para que los tres hermanos puedan destacar en sus estudios y forjarse un futuro.

“Todo lo logrado por mis hijos es también gracias al apoyo de instituciones como el colegio Saco Oliveros, que nos apoyó para que mis hijos puedan acceder a una mejor educación”, remarcó el orgulloso padre.

Brus y Elena viven en Huánuco y sus hijos mayores en Lima. Brus, Daniel y Moisés persiguen sus sueños, tienen el talento y el apoyo de instituciones de prestigio para lograr lo que se proponen.

Pin It

Escribir un comentario